sumatriptan overdose http://sumatriptannow.com/overdose sumatriptan overdose
type 2 diabetes symbol diabetes and sexual dysfunction what is type 2 diabetes
acheter viagra en france avec acheter viagra en france avec acheter viagra en france avec
" /> Excelenciencia
Excelenciencia

La precaria economía del buitre

Xavier Pujol Gebellí

PERSPECTIVA CIENTÍFICA     |    CONSERVACIÓN DE ESPECIES    |    08/10/2014

Si algún animal salvaje depende de la actividad humana, ese es el buitre. Ave carroñera por excelencia, su presencia en Europa, España incluida, se ve fuertemente condicionada por cambios en la economía ganadera, las normas veterinarias o el simple éxodo rural. Desde la Estación Biológica de Doñana, José Antonio Donázar lleva años advirtiendo de los riesgos de una dependencia que llega a ser extrema. Su investigación de campo y sobre modelos informáticos son sus principales y más contundentes argumentos.

sumatriptan overdose http://sumatriptannow.com/overdose sumatriptan overdose
type 2 diabetes symbol diabetes and sexual dysfunction what is type 2 diabetes
acheter viagra en france avec acheter viagra en france avec acheter viagra en france avec

acheter viagra en france avec acheter viagra en france avec acheter viagra en france avec

Ejemplar de quebrantahuesos. Foto: © Richard Bartz | Wikimedia Commons


Si se cumplen las previsiones de distintos foros científicos, es muy probable que el paisaje europeo varíe de forma sustancial en los próximos cuarenta años. Además de los previsibles efectos del proceso de cambio climático, que implicará con toda probabilidad alteraciones drásticas en algunos ecosistemas, se contempla una concentración mayor en las áreas urbanas y un progresivo abandono de las actividades agrícolas y ganaderas extensivas para pasar a modelos cada vez más intensivos. En estas condiciones los científicos prevén el fenómeno llamado rewilding, algo así como el asilvestramiento de zonas de cultivo y de pasto y su transformación en bosques.
 
El fenómeno no es baladí. A pesar de que existen organizaciones científicas y conservacionistas que persiguen este mismo fin con el objetivo de preservar la biodiversidad e incluso especies hoy extintas pero frecuentes antaño, el proceso natural debido al éxodo rural es de dimensiones nada despreciables. Sea cual sea el mecanismo, antropogénico o por recolonización, lo cierto es que muy probablemente asistiremos a cambios profundos en el paisaje y, como consecuencia, a una alteración importante de los hábitats de especies hoy consideradas vulnerables.

Entre ellas, pueden verse afectadas en un sentido u otro las poblaciones de alimoche, quebrantahuesos, buitre negro y buitre leonado, las cuatro especies de buitre presentes en Europa. Las poblaciones de las tres primeras se encuentran actualmente en riesgo de extinción en todo el continente. Y las de buitre leonado, aunque no peligra su continuidad, su área se restringe a poco más que a la península Ibérica y sus poblaciones son extraordinariamente dependientes de la economía humana.

José Antonio Donázar, responsable de la línea de investigación en Biología de la Conservación en la Estación Biológica de Doñana, entiende que si prosperan acciones de rewilding diseñadas "correctamente”, esto es, que incorporen tantas variables ecológicas como sea posible, el futuro del buitre podría ser alentador. Sus trabajos de campo, y la investigación con sofisticados modelos informáticos, así lo atestiguan.


En el filo de la navaja

El buitre, describe Donázar, es un animal con alta funcionalidad en los sistemas ecológicos. Esta funcionalidad, sin embargo, se ve comprometida por la actual composición de los hábitats. Las poblaciones de grandes ungulados, cuyos cadáveres han sido fuente de alimentación habitual, se encuentran en franco retroceso en todo el continente, lo que ha contribuido a diezmar la población de las distintas especies de buitre. A ello debe añadirse la gran filopatria de las mismas, es decir, su apego a un territorio determinado y la vuelta de los progenitores a su nido natal, factor que aumenta el llamado "efecto isla” en las aves carroñeras. El quebrantahuesos y el alimoche, ambas con poblaciones muy limitadas, son, asegura el especialista, las dos especies que más sufren este fenómeno.
 
Si a ello se añade que la dieta del buitre leonado, el más abundante, se basa sobre todo en el consumo de reses muertas, y por consiguiente de la actividad ganadera. "Cualquier cambio legislativo, en productos veterinarios o en la producción”, asevera, "puede provocar que las poblaciones de buitre se caigan”. Todos estos condicionantes, lamenta, provocan que el buitre se encuentre siempre "en el filo de la navaja”.

 

Entre parientes

La representación española de quebrantahuesos se limita hoy al Pirineo. Aunque su población ha aumentado con el paso de los años de las "30 o 40" parejas reproductoras de los años setenta del siglo pasado a "mucho más del centenar” que pueden contarse hoy, la especie no se expande, sigue limitada al área pirenaica. "No ha colonizado la cordillera Cantábrica ni la Ibérica”, resume Donázar, con lo que el riesgo de extinción se mantiene.
 
Algo similar ocurre con el alimoche, relata. Es el caso de una pequeña población de esta carroñera en Fuerteventura, donde llegó a haber menos de 20 parejas reproductoras. La población está hoy en aumento, peroles cruces se dan fundamentalmente "entre parientes”. "Hay graves problemas de consanguinidad”, describe.
Ejemplar de alimoche
El efecto isla y la consanguinidad son cuestiones de estudio clásicas en ecología. Implican pérdida de variabilidad genética, menores tasas de reproducción, el nacimiento de polluelos con graves problemas de desarrollo, con malformación o el sistema inmune comprometido, lo cual limita su supervivencia, y de capacidad para adaptarse a condiciones cambiantes del entorno.
En estos casos, la única solución posible es "crear artificialmente” núcleos de aves en otras áreas. "En Andalucía se están trayendo quebrantahuesos criados en cautividad”, explica. Los animales se liberan posteriormente en la sierra de Cazorla para tratar de crear un núcleo reproductor. "Es pronto para saber si funcionará”, se interroga el científico. Un polluelo puede tardar hasta siete años en alcanzar la edad adulta.
En paralelo, el equipo de Donázar desarrolla modelos informáticos para tratar de prever los efectos de cualquier modificación sobre una población determinada. "Tratamos de predecir cómo responderá la Naturaleza ante distintas condiciones”, dice. Por ejemplo, ante la disminución de alimento, la presencia de tóxicos como el plomo procedente de la caza e insecticidas organoclorados, o fármacos de uso veterinario como el diclofenaco, un antiinflamatorio que actúa como un potente veneno sobre los buitres. También pueden considerarse cambios de uso en el territorio o en la actividad humana. Su línea de investigación actual contempla la respuesta del buitre negro ante el abandono de las áreas rurales. Los resultados preliminares, basados en la en la previsión de que en España se abandonen la mitad de las tierras de cultivo en los próximos 40 años, son claramente desalentadores.


De la persecución a la conservación

El buitre, junto con las grandes rapaces, se vio sometido a persecución durante el siglo XIX y buena parte del siglo XX. El principal motivo, falso la mayoría de las veces, es que el buitre también ataca reses vivas para alimentarse. "Puede hacerlo”, advierte José Antonio Donázar, "pero son casos episódicos”.

El conflicto entre aves y humanos llevó a muchas poblaciones al límite de la extinción. El mejor ejemplo es el quebrantahuesos, perseguido hasta la extinción en los Alpes y hasta su límite en la península Itálica, los Balcanes, Creta, Córcega y los Pirineos, donde sigue habitando.

José Antonio Donázar: «Una posible alternativa es "crear una metapoblación y recolonizar áreas de los Alpes, las sierras andaluzas, la cordillera Cantábrica o los Apeninos italianos de manera que se favorezca la conexión entre ellas”».

¿Peligran estas ínsulas continentales? La respuesta es sí. Y una posible alternativa es "crear una metapoblación y recolonizar áreas de los Alpes, las sierras andaluzas, la cordillera Cantábrica o los Apeninos italianos de manera que se favorezca la conexión entre ellas”. Es lo que se denomina conservación activa, aclara el especialista.

Una segunda medida, y que beneficiaría sobre todo al buitre leonado, la especie más ligada a la actividad ganadera, y por ello la "más vulnerable” ante los cambios en la economía ganadera. Donázar recuerda cómo la crisis de las vacas locas, con la prohibición de abandonar reses muertas en el monte durante años, provocó drásticas caídas en las poblaciones de buitre. Y también la reciente aprobación en Europa del diclofenaco para uso veterinario, un veneno de efecto instantáneo para los buitres.

forest patient assistance open forest patient assistance





Xavier Pujol Gebellí

Periodista

type 2 diabetes symbol type 2 diabetes and sexuality what is type 2 diabetes

Excelencia Severo Ochoa

Logos colaboradores julio 2014

Grupo XLC In